El cielu por asaltu

Recuperar la dignidá, recuperar la llucha. Documentos pa la hestoria del movimientu obreru y la clase obrera n'Asturies.

Nombre:

lunes, septiembre 15, 2008

Asalto a Duro Felguera

Trabajadores de Naval Gijón destrozan oficinas de la empresa. Exigen el pago de una deuda de 550 millones de pesetas con Nagisa.

Más de un centenar de trabajadores de Naval Gijón S.A. (Nagisa), armados con martillos, machetes y otros objetos, destrozaron ayer las instalaciones que la empresa Duro Felguera, antiguo accionista del astillero, tiene colindantes a la citada empresa.

Los trabajadores querían de esta forma «exigir» al grupo industrial que «pague la deuda de 550 millones que tiene con Nagisa, tras vender su participación», según explicó el secretario del comité de empresa, Cándido González Carnero.

La acción comenzó pasadas las 10.15 de la mañana, cuando los empleados del astillero, cubiertos con pasamontañas, entraron en el conocido como el tallerón, propiedad de Duro, y cerraron las verjas de entrada con un candado. Tras lo cual, colocaron unos neumáticos detrás del portón y les prendieron fuego. Ninguno de los efectivos policiales antidisturbios, que se encontraban enfrente de las instalaciones, intervino en ningún momento.

Los trabajadores, entonces, accedieron al interior de la empresa donde rompieron ventanas, ordenadores y todo tipo de material de oficinas, ante la mirada de los empleados de Duro Felguera que se encontraban desempeñando su trabajo.

Se vivieron momentos de gran tensión, ya que alguna de las trabajadoras del Grupo rompió a llorar cuando delante de ella destrozaron el ordenador que estaba utilizando. En la protesta, dos trabajadores del astillero resultaron heridos al ser alcanzados por los cristales que ellos mismos rompían a martillazos.

Los trabajadores de Nagisa, que estuvieron más de un año en calma tras cuatro de lucha para conseguir una viabilidad para el astillero, reiniciaron sus movilizaciones a finales del pasado año, tras vender el Grupo Duro Felguera, a traves de su filial Flujo, el 50% del astillero a Victoriano Sayalero por una peseta. Desde el principio, esta venta fue criticada por los sindicatos.

De hecho, el primer día que Sayalero se presento en el astillero asturiano para conocer a sus socios, el Grupo Orejas, los trabajadores le retuvieron en las instalaciones durante varias horas, tras comunicarle que «no era bien recibido». Tras varias semanas de descalificaciones entre los dos grupos empresariales asturianos, Sayalero cedió su 50% al grupo Orejas.

Ahora, los trabajadores exigen a Duro Felguera que pague los 550 millones de pesetas que «debe» al astillero por dejarlo, ya que el grupo industrial «sólo ha puesto 250 millones como aval de uno de los quimiqueros que estamos construyendo», explica González Carnero.

Ana Gallego


Publicado en: El Mundo, 15 de enero de 1997.
Fuente: El Mundo.
Imagen: www.fotolog.com/guay_debord

Etiquetas:

1 Comments:

Blogger vesania said...

sigues con esto eh!!
ta quedandote perguapo:)

1:33 a. m.  

Publicar un comentario en la entrada

<< Home