El cielu por asaltu

Recuperar la dignidá, recuperar la llucha. Documentos pa la hestoria del movimientu obreru y la clase obrera n'Asturies.

Nombre:

domingo, abril 23, 2006

Principales grupos y líderes guerrilleros

JOSÉ MATA CASTRO. El que esta partida figure en primer lugar no implica preeminencia de ninguna clase sobre las demás partidas asturianas. Lo que ocurre es que José Mata regresó a España en octubre de 1976 y no sólo lo hizo «por la puerta grande» —con entrevistas radiofónicas y periodísticas, declaraciones, narraciones de su aventura guerrillera, etc. Otra de las razones es que pone en entredicho el valor de determinados documentos oficiales como elementos serios de trabajo.

En efecto, he aquí una partida -a de José Mata, natural de San Martín del Rey Aurelio (Asturias), minero de profesión- que actuó durante 11 años, que mantuvo un sinnúmero de combates, que cometió sabotajes, golpes económicos, que dio, por tanto, señales de vida a lo largo del período 1937-1948, y que, pese a ello, esta partida no aparece citada ni una sola vez en los libros que se han publicado en España sobre las guerrillas españolas. (Hay que hacer observar que Secundino Castro, si lo cita con adecuada profusión).

Cuando todo hace pensar que las fuerzas represoras, a tenor de lo ocurrido, debieron redactar, sin duda alguna, los consabidos atestados. (¿)

“FERLA” (Baldomero Fernández Ladreda). Se creó en el otoño de 1937 y el segundo jefe de la partida era Benjamín Fernández “Tito”. Luego, cuando la partida se trasladó a la provincia de León, el ayudante de “Ferla” fue Manuel Ramos Rueda (“Pelotas”).

Su zona inicial de actuación fue la de Langreo. «Ferla» era un organizador nato y sus actividades se extendieron a tierras de Santander y de Galicia. Sus tareas de captación se veían facilitadas por el hecho de su historial revolucionario, cuyos primeros destellos se remontaban a los sucesos de octubre de 1934. Después, durante la guerra civil, había llegado a mandar una brigada republicana. Los años 1943 y 1944 fueron de intensa actividad para la guerrilla controlada por “Ferla”, pero parece que ni uno solo de sus grandes proyectos —creación de una Federación Regional de Guerrillas e incluso la puesta en pie de Unión Nacional Española, de inspiración comunista— tuvo repercusión notable, debido a la presencia activa de partidas socialistas y libertarias. En la primavera de 1945, sin embargo, logra reorganizar el Comité de Milicias Antifascistas.

Le ayudaba en estas tareas “el Comisario” —es decir: el comisario político de su brigada, en 1936-1937—, que moriría, en julio del mismo año, en una refriega con las fuerzas del orden, en la zona del Puerto de Pajares. Delatados por un militante comunista, “Ferla” y Benjamín Fernández “Tito” eran detenidos el 15 de septiembre de 1947 en una casa de Mortera de Palomar. Condenados a muerte en un Consejo de Guerra, Ferla sería ejecutado el 15 de noviembre del mismo año, y Benjamín, indultado, salvaría la vida.

“SANTEIRO” (Serafín Fernández Ramón) Jornalero, minero y cenetista, lucha en el bando republicano hasta la caída del Frente Norte en 1937, iniciando su postura de rebeldía negándose a enrolarse en las tropas del ejército franquista. Hijo de Felipe Fernández, un "santeiro", de los que recorrían los pueblos ganándose la vida con la imagen de la Virgen de Trascastro. Serafín se va a la guerra civil como combatiente de la República. A su vuelta se encuentra con que a su padre lo ha matado con un batidor un molinero de Ibias para robarle. "Santeiro" lo encuentra y le da muerte, teniendo que huir al monte posteriormente, huyendo de las represalias.

Su partida fue creada en la primavera de 1941 y empezó a actuar por la zona de Cangas de Onís, con bases en la Sierra de Cuera. Pero, en las postrimerías del verano, la partida se traslada a la otra punta de la provincia, en la cruz de las provincias de Asturias, Lugo y León. Participa en una operación de rescate de presos del Penal de Fabero, en 1942.

Tiene bases en la Sierra del Valedor (Asturias) y en la de Ancares (León). Y su zona de actuación se extiende desde Cangas de Narcea (Asturias) hasta Becerrea (Lugo), pasando por Villafranca del Bierzo (León). Durante cinco años —“Santeiro” será abatido en Fontoria (León) el 5 de diciembre de 1947— esta partida es tremendamente activa. En Becerrea —septiembre de 1976—Quizá convenga recordar que algunos de sus hombres —entre ellos su lugarteniente “el Mozancón”— eran evadidos del Destacamento Penal de Fabero (León), unidades donde, salvo raras excepciones, los mandos tampoco tenían la mano suave con los prisioneros de guerra republicanos.

"Santeiro", al que disparan sus compañeros por error, hiriéndole de gravedad, y sin posibilidad de ser atendido, se da muerte a sí mismo cerca de la casa de Penedelo donde se escondía, el 6 de diciembre de 1947. Ya cadáver, un somatenista le disparó varios tiros. Un falangista se paseo con las botas negras del guerrillero, al que le habían robado hasta el cinturón. A su entierro, fuera del cementerio de Vega de Espinareda, acudió un numeroso público.

“LISARDO”. Fue creada en el otoño de 1941 y actuó en el triángulo Pola de Laviana-Infiesto-Campo de Caso, con bases en la Sierra de Grandasllamas y también en el Llano, donde poseía puntos de apoyo en los principales pueblos de la zona: Sotrodio, Bozadas y Carbayin. Casi todos los hombres que se reunieron con “Lisardo” procedían de la partida de “Caxigal”, del que “Lisardo” fue lugarteniente durante varios meses. Sus acciones estuvieron a menudo revestidas —al decir de las gentes— de innecesaria violencia. El resultado fue que sus principales colaboradores —gracias a los cuales obtuvo puntos de apoyo seguros durante algún tiempo— lo fueron abandonando.

Cayó bajo las balas de las fuerzas represivas, en solitario, el 22 de mayo de 1951, en la aldea de Lorio, del término de Pola de Laviana.

“LOS CASTIELLOS” (Hermanos Corsino “Manín”, Eduardo “Maño” y Octavio Castiello García). Se organizó durante el invierno 1941-42 y operó por la zona costera Villaviciosa-Quintes-Venta de las Ranas-Quintueles-Tazones.

Oficialmente se da a esta partida por eliminada en el verano de 1944, pero en Llanes nos aseguraron que dos de los Castiellos (Corsino y Eduardo) reorganizaron la partida y se instalaron en la Sierra de Cuera, y que fue gracias a ellos que la operación antiguerrillera dirigida por el coronel de la GC Blanco Novo, montada con gran despliegue de fuerzas, en la playa de La Franca, fracasó, aunque fuera a costa de perder ellos dos la vida.

Allí se contaba con concentrar a los principales jefes de partida y a sus lugartenientes de la Sierra de Cabrales y sólo acudieron a la cita tres guerrilleros, que perderían la vida al amanecer, abatidos por un guardia civil infiltrado que durmió con ellos, en una cabaña adosada a un ribazo, por la senda que conduce a la playa.

Los hermanos Castiello, junto con Alfredo Ordieres "Tarzán" serían ejecutados en la playa de Franca en la noche del 27 al 28 de enero de 1948. A los familiares de "los Castiellos" las fuerzas represoras les quemaron sus viviendas en Peón, obligándoles a emigrar.

“PINS DE DIMAS” (José Fernández). Era natural de una aldea de la zona de Tineo y parece ser que se refugió en las montañas del Concejo de Ibias cuando Asturias cayó en poder del ejército franquista. Su actuación por allí, a la cabeza de media docena de guerrilleros, se limitó durante varios años a subsistir.

Su antigua condición de arriero facilitó unos contactos que más tarde aprovecharía para disponer de puntos de apoyo seguros. Fue detenido en abril de 1939 y condenado a muerte, pero se le conmutó la pena máxima por la de treinta años. A mediados de 1944 consigue escaparse de la Brigada de Regiones Devastadas destacada en San Esteban, y reaparece su partida en 1947, reorganizada con la llegada de fugados de otras unidades disciplinarias que se encontraban diseminadas por la zona de Tineo-Grado-Belmonte.

En 1948, “Pin” y sus hombres se corren hacia el centro de la provincia: a la zona de Infiesto-Pola de Laviana, donde actúa junto con la partida de “Onofre”. Luego se pierde su pista hasta que un día “Pin” es expulsado de Francia y entregado a las autoridades españolas el 15 de abril de 1950.

“LOS MORANES” (Hermanos Mario y Guillermo Moran García). Se forma también en el otoño de 1937 y en sus filas encontramos a guerrilleros que más tarde formarán su propia partida:”Comandante”, “el Maestro”, “Casildo”, “Panbarato” y otros. La mayoría procedían de los Batallones republicanos “Ladreda”, “Carroceda” y “Octubre”.

Tiene sus bases en la Sierra de Grandasllamas y bate la zona de Pola de Laviana (Carbayín, Blimea, Barredos, Sotrodio, Soto, San Emiliano, El Entrego, Sama de Langreo). Más tarde, hacia 1941, la zona de actuación se ensancha hacia Mieres y Pola de Lena. La partida se irá corriendo, al paso de los años, hacia el oeste, merodeando por el Concejo de Ibias y también por el Valle de Ancares (León), en la cruz de las provincias de Asturias y de León, donde suelen invernar, al ser acogidos por la miserable población de aquella zona (Degrada, Cabanas, Villanueva), a la que la guerrilla aportaba ayuda material y palabras de esperanza.

En abril de 1949, “los Moranes” caían, junto con varios de sus hombres, en una emboscada que les tendieron en la zona de Monforte de Lemos (en Chavaga, exactamente), después de rechazar varios ofrecimientos de rendición, y tras varias horas de combate, la partida fue exterminada.

“LLANEZA” (Arístides Llaneza Jové). Era natural de Oviedo y durante la guerra civil había mandado un batallón republicano que llevaba su nombre. Era hijo de Manuel Llaneza, secretario del Sindicato Minero Asturiano, de tendencia socialista- Parece ser que durante unos años actuó, junto con otros jefes de partida socialistas, de acuerdo con los guerrilleros comunistas.

Sus hombres se dedicaron, alternativamente, a las acciones guerrilleras y al proselitismo político. En particular por la cuenca minera de Mieres-Sama de Langreo-Pola de Lena-Pola de Laviana.

Por allí nos aseguraron, en el verano de 1975, que recibió importante ayuda financiera de empresarios asturianos, de esos que “cuidaban su futuro”, sin necesidad de coaccionarlos lo más mínimo. Esto fue un fenómeno bastante corriente también -en el periodo 1944 - 1950 sobre todo- en el País Vasco y en Cataluña.

Llaneza y unos treinta guerrilleros más embarcaron clandestinamente en el puerto de Tazones (al norte de Villaviciosa) y desembarcaban en el País Vasco francés el 25 de octubre de 1948.

“GITANO” (Andrés Llaneza Rozadas). Era natural de Collada (Asturias). Subió al monte en el verano de 1944, cuando tenia 25 años, acompañado de su hermano Mario, que acababa de cumplir 18.

Eran hijos de un viejo militante libertario de la cuenca minera, por lo que su zona de actuación primera fue la de Pola de Laviana-Infiesto. con bases en la Sierra de Grandasllamas. Los dos hermanos estaban afiliados al PCE., pero no parece que fueran muy disciplinados por cuanto se entregaron a excesos de toda clase. Fueron eliminados en un tiroteo con la Guardia Civil, en la zona de Sama de Langreo, el 30 de julio de 1957.

“CAXIGAL” (Manuel Diez González). Esta partida fue otra de las que tuvo una existencia muy dilatada: desde 1941 hasta 1950. Su zona de actuación primera fue la de Cangas de Onis, con bases en la Sierra de Covadonga, región de la que era nativo “Caxigal”. Actuó algunas veces con la partida de “Lisardo”. En los primeros años el lugarteniente de esta partida fue el propio hermano de “Caxigal”.

Después pasaría a la de “Onofre” como instructor, ya que, entretanto, “Caxigal II” había estado en Francia, en unos cursillos para guerrilleros. En 1947 la partida se mueve hacia la zona de Villaviciosa-Infiesto. El 7 de febrero de 1950, en el macizo de Peñamayor, cerca de Laviana, eran muertos, en una violenta refriega, “Caxigal” y varios de sus hombres.

“QUINTANA”. Su jefe procedía de la partida de "Severino”. Sus dos lugartenientes -ex maquisards de Francia- eran “Guariza” y “Maqui”. Esto sucedía en 1946-47, cuando “Quintana” llevaba cerca de diez años de actividad guerrillera, por lo regular como práctico-itinerante.

A "Quintana", como a “Bedoya”, se les señala por tierras de Francia en el verano de 1944 y, al decir de "Vladimiro”. fue el guerrillero norteño que más veces realizó el viaje Galicia-Asturias-País Vasco-Francia y viceversa. Con su partida batió intensamente la zona de Mieres-Pola de Lena-Moreda.

"Quintana” caería muerto, en una refriega con las fuerzas represoras el 13 de agosto de 1949, en las cercanías de Mieres, tomando el mando de la partida del Rubio de la “Inverniza”, llamado también “el Rubiales”

“BÓGER” (Constantino Zapico González). Fue teniente de una Sección de Antitanquistas del Ejército republicano. Se echa al monte en el otoño de 1937, en la zona de Langreo, su tierra natal. Actúa con una partida reducida hasta el verano de 1944, cuando se integran en ella varios elementos llegados de Francia. “Bóger” y sus hombres batirán luego la zona costera de Villaviciosa.

Tienen sus bases en la sierra de Grandasllamas y disponen de puntos de apoyo en varios pueblos importantes (Lastres, Tazones, Villaviciosa). «Bóger» era un activo militante del P. C. E. empeñado en militarizar la guerrilla asturiana, pero cabe creer que con más voluntad que eficiencia, ya que, junto con otros jefes de partida, caería en una emboscada a fines de enero de 1948, en Santo Emiliano, al noreste de Mieres.

“COMANDANTE FLORES”. Se creó en el otoño de 1937 y su zona de actuación inicial sería la de la cuenca minera: Sama de Langreo-La Felguera-Pola de Laviana-Infiesto-Pola de Siero. Su jefe era un minero de fondo que había desempeñado cargos sindicales en la C. N. T. de La Felguera y gozaba de gran prestigio entre sus compañeros.

De ahí que la partida se desenvolviera por aquella región con tanta soltura durante diez años. Algunos de sus hombres eran fugados de los Destacamentos Penales de Cambados (Pontevedra) y de Fabero (León).

La partida del “Comandante Flores” —al que su gente apreciaba, ante todo, por su excelente e imperturbable buen humor— nacieron, por lo menos, otra media docena de partidas (la del “Picador”, la del “Turonero” y la del “Tazonero”, entre otras), que, cuando era necesario, colaboraban con la partida-nodriza.

Cuando el “Comandante Flores” cae malherido —después de ser hospitalizado en el monte será evacuado hacia Francia— la partida pasa a ser mandada por uno de sus lugartenientes: “Aladino”.


“RUBIO DE LA INVERNIZA” (“el Rubiales”). Era natural de Inverniza (Asturias). Se hizo cargo de la partida de “Quintana” a fines del verano de 1949.

Operó por la zona habitual, que sus hombres conocían bien y en la que disponían de excelentes puntos de apoyo.

Fue descubierto en uno de ellos, el de San Tirso de Mieres, el 15 de marzo de 1952, donde sucumbió, valientemente, al lado de dos de sus hombres, en un violento tiroteo.

“LOS CEPEDALES” (Celestino, Celso y Jesús Cepedal). Los tres hermanos formaron su partida en el otoño de 1937. Su zona de actuación se extendió por el centro de la provincia: carretera de Gijón a León. La partida se especializó, al principio, y hasta el final de la guerra civil, en los sabotajes y en los golpes de mano contra las fuerzas armadas enemigas.

Sus bases estaban en los Puertos de Piedrafita y Vegarada, en las mismas lindes con la provincia de León, por cuya zona fronteriza (Cerulleda, Genicera, Gete, Cármenes, Orzonaga, Boñar, La Vecilla y Santa Lucía) también actuaron. Aunque, como ya se señaló, durante año y medio su campo de acción habitual fue la carretera Gijón-León.

El jefe de la partida fue primero Celestino y cuando éste cayó en combate, en diciembre de 1939, en un tiroteo en el Puerto de Piedrafita, pasó a mandarla su lugarteniente “Etelvino”. En mayo de 1941 era apresado, tras ser herido, otro Cepedal: Celso. Jesús sigue de lugarteniente de “Etelvino” y marcha con algunos hombres de la partida a tierras leonesas. Parece ser que desde la comarca del Bierzo pasaron a la provincia de Orense y de allí a Portugal, donde consiguieron embarcar rumbo a Venezuela.

"PASIONARIA": La Brigada Pasionaria la componían 48 combatientes que habían participado en la resistencia francesa contra los nazis hasta la liberación de aquel país. Todos ellos pertenecían al PCE. La primera decisión de una parte de la dirección del PC. en el sur de Francia fue la de desembarcar este destacamento guerrillero en la playa de La Franca (Asturias). Cuando todo estaba ya preparado, llegó desde Moscú a Francia Enrique Líster y dio la orden de que la operación se efectuase por tierra.

En la referida playa les estuvieron esperando un grupo de guerrilleros de la VI Brigada "Ceferino Machado", cuyo coordinador era Felipe Matarranz González "Capitán Lobo", que permanecieron en una cueva durante cerca de dos meses, esperando a la "Pasionaria" sin ningún contacto con el exterior, hasta que fueron localizados y cercados por las fuerzas represivas, que prendieron fuego al monte. Como eran buenos conocedores del terreno, pudieron evacuar la zona sin sufrir bajas.

En marzo de 1946 la Brigada Pasionaria, al mando de Gabriel Pérez Díaz, fue descubierta en el Puerto del Escudo por la Guardia Civil, cuando se desplazaba con armamento y pertrechos desde Francia a Asturias, para reforzar el movimiento guerrillero asturiano, con el nombre de "Operación Pescado".

En pocos días cayeron detenidos gran parte de sus integrantes que se movían entre la nieve, sin prácticos, y el desconocimiento de la zona. Para esta operación fueron movilizados efectivos de la Guardia Civil de Santander y Burgos. Gabriel Pérez y siete guerrilleros más de su unidad, son apresados en Resconorio. En San Miguel de Aguayo, rodeados por un importante número de guardias civiles, catorce guerrilleros de la Brigada se entregan sin oponer resistencia, otros dos son apresados y tres de ellos caen muertos.

Gabriel Pérez Díaz, Jerónimo Argumosa, Feliciano Santamaría García, Juan Rivero Sánchez y Francisco Rodríguez Chaves serían fusilados después de los interrogatorios policiales en el cementerio municipal de Ciriego.

José García Fernández "Pin el Asturiano", Quintiliano Guerrero "Tuerto", "Madriles" y Joaquín Sánchez "Andaluz" consiguieron escapar al cerco de la Fuerza, y después de deambular por Palencia, Asturias y Cantabria, son localizados por Marcos Campillo y Hermenegildo Campo "Gildo" en los Picos de Europa por la Brigada "Machado" - a la que pertenecía Jesús de Cos, Comandante "Pablo"-, en cuya unidad serían acogidos.


Etiquetas:

4 Comments:

Anonymous Benjamín Menéndez said...

"GITANO” (Andrés Llaneza Rozadas).
Quiero hacer un comentario: El Gitano, natural de Santa Barbara, fué asesinado por la contrapartida con su compañero "El Maestro" el día 30 de Julio de 1952. Ustedes tienen puesta la fecha de Julio de 1957, sería interesante su correción.
La emboscada se produjo muy cerca del pueblo La Cerezal de Santa Barbara, concejo de S.M.R.A. en la zona conocida con el nombre de Vallefresnu cerca de la Campa La Muezca.
Es interesante comentar, que fueron los últimos guerrilleros en Asturias, puest que los Socialistas salieron desde el puerto de Luanco en 1947.


Fdo: Benjamín Menéndez Menéndez.

2:27 p. m.  
Anonymous Benjamín Menéndez said...

Rectificación al año del asesinato en la emboscada del GITANO en Vallefresnu (SMRA) el 30 Julio de 1952.

2:28 p. m.  
Blogger Mazhuku said...

Buenas Benjamín,

El artículo no lo hemos escrito nosotros, es de Alberto Bru (http://es.geocities.com/paisajes_guerrilla/asturcantabria.html), nos limitamos a copiarlo. En cualquier caso, muchas gracias por la información.

3:26 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

Benjamin , tienes razon , eso fue asi. Mi abuelo era primo carnal de los "gitanos" , hijos de Carmen la de Bero , yo desciendo de ellos y mis abuelos son del Escobal.

Fue asi! , mi abuela fue la que tuvo que identificar los cadaveres en el cuartel , esplicase bien en le libro de "La brigadilla". Saludos.

1:33 a. m.  

Publicar un comentario en la entrada

<< Home